Jornada en Tandil sobre Delitos cometidos en ámbitos rurales. Experiencia de Investigación

El Dr. Conte-Grand encabezó el encuentro organizado por la Secretaría de Política Criminal, Coordinación Fiscal e Instrucción Penal, dependiente de la Procuración General del Ministerio Público de la Provincia y la Confederación de Asociaciones Rurales de Buenos Aires y La Pampa (CARBAP), con la presencia, además, de funcionarios del ámbito judicial de Tandil y otros distritos vecinos, autoridades políticas, policiales y del sector agropecuario. Las deliberaciones tuvieron como escenario la sede de la Sociedad Rural de Tandil.


Junto al Procurador participaron del panel el Presidente de CARBAP, Matías de Velazco; Roberto Ikonicoff, de la Sociedad Rural de Las Flores e integrante de la Comisión de Seguridad de CARBAP; y el Presidente de la Sociedad Rural de Tandil, Angel Redolatti. Se contó con la presencia del Intendente Miguel Lunghi y el Secretario de Protección Ciudadana, Atilio Della Maggiora.


Tras aludir al plan estratégico de seguridad diseñado para el corriente año, el Procurador General dijo que la presencia del delito rural, por sus implicancias y por el creciente auge de esta modalidad, causa una lógica preocupación, y que es preciso contar con equipos y dependencias profesionalizadas.


La jornada estuvo dividida en tres paneles. En primer lugar, disertaron la doctora en ciencias veterinarias de UCEN, Nora Lía Padola, y de la Fiscalía General de Azul, la bioquímica Analía Margheritis. Luego, expusieron los agentes fiscales de Pergamino, Dr. Nelson Mastorchio; de Dolores, Dr. Diego Bensi; de Azul, Dr. Javier Barda; y de Bahía Blanca, Dr. Antonio José Orozco.


El tercer y último panel estuvo compuesto por el comisario general de la Superintendencia de Seguridad Rural, José Luis Quarleri; y el Comisario Mayor (R), José Luis Mora. El cierre estuvo a cargo del Secretario de Política Criminal de la Procuración General, Dr. Homero Alonso.

 

El Procurador General, manifestó que el delito rural es una preocupación “muy grande”, no solamente por sus consecuencias económicas, sino también sociales, y por la afectación que implica para toda la tradición argentina y el futuro del país.


Aseguró que desde el Ministerio Público se está trabajando en “una reestructuración de las unidades fiscales para crear unidades especializadas, generar mecanismos de capacitación permanentes y obligatorios, y establecer organismos de coordinación desde la Procuración para poder mejorar la capacitación y la intervención de las unidades fiscales”.


“El Departamento Judicial de Azul tiene muchas particularidades. Si uno analiza la composición y las estructuras socioculturales y socioeconómicas de Azul, Olavarría y Tandil, las diferencias son tan marcadas que no podemos trabajar de manera homogénea en nuestras organizaciones, sino que estamos realmente obligados a hacer un análisis singular de las necesidades”, comentó.


Anunció el Procurador General, Julio Conte-Grand la posibilidad que la ciudad de Tandil en el mediano plazo cuente con una fiscalía especializada en delitos rurales, subordinada al diseño del mapa judicial que se encuentran revisando tanto el Ministerio Público como el Ministerio de Justicia bonaerense.


Enlace: Videos del Encuentro (Centro de Capacitación)